jueves, 24 de septiembre de 2009

Lingüistas

No me gusta Mario Benedetti. Y no es una postura adquirida luego de estudiar Letras. Sin embargo, siempre rescaté algunos poemas suyos como No te salves, que para mí son un himno. El texto Lingüistas es uno de ellos.Muchas veces pensé, mientras estudiaba, que en esa carrera hacía falta menos erudicción y más humanidad. En varias oportunidades, salí asqueada de la orgía intelectual a la que tienden muchos de los profesores e, inclusive, compañeros.
Con el paso del tiempo, encontré y rescaté en el camino personas maravillosas, de esas que estarán en una para toda la vida, pero me di cuenta también de que ellas no forman parte de esa elite, no por no tener capacidad, sino simplemente, porque la vida les pasa por otro lado.
Lingüistas

Tras la cerrada ovación que puso término a la sesión plenaria del Congreso Internacional de Lingüística y Afines, la hermosa taquígrafa recogió sus lápices y papeles y se dirigió hacia la salida abriéndose paso entre un centenar de lingüistas, filósofos, semiólogos, críticos estructuralistas y descontruccionistas, todos los cuales siguieron su garboso desplazamiento con una admiración rayando en la glosemática.
De pronto, las diversas acuñaciones cerebrales adquirieron vigencia fónica:
- ¡ Qué sintagma!
-¡ Qué polisemia!
-¡ Qué significante!
-¡ Qué diacronía!
-¡ Qué exemplar ceterorum!
-¡ Qué zungenspitze!
-¡ Qué morfema!
La hermosa taquígrafa desfiló impertérrita y adusta entre aquella selva de fonemas.
Sólo se la vio sonreír, halagada y tal vez vulnerable, cuando el joven ordenanza, antes de abrirle la puerta, murmuró casi en su oído: "Cosita linda."


Mario Benedetti

12 comentarios:

María Evangelina Trabucco dijo...

y queda así a la vista... la palabra justa no está en boca de todo el mundo!

a mí me cae bien, mario (e incluso desde antes de que cumpliera ese otro paso trascendental en lo literario: morirse)

Roberto Cantalapiedra dijo...

Es cierto. A uno le dan asco las orgías intelectuales. Sobre todo porque uno va a la Universidad a aprender algo, y no a ver a los dirigentes de Adiuc (que suelen ser bastantes feos) hacer el perrito.En fin.......

Gaby dijo...

Vange, a mí me caía buen este señor como ser humano, pero mucho lo que escribía no me gustaba.
Y sí, sólo algunos tienen el verdadero don de la palabra justa...

Rober-Paul-Ema...yo creo que vos sos uno de los que tienen la palabra justa... y las que les faltan a los demás, y la que se le cayó al vecino, jajaja

Antonio dijo...

Paladares con tinta china...eso me recuerda a los ravioles negros los cuales son elaborados con tinta de calamar....Hahaaaaa..exquisitos!!!!

Gaby dijo...

No probé los ravioles negros...me daría cosita...También en eso prefiero lo simple!

estoy_viva dijo...

Me gusta Mario Benedetti:

Hagamos un trato

es tan lindo
saber que usted existe
uno se siente vivo
y cuando digo esto
quiero decir contar
aunque sea hasta dos
aunque sea hasta cinco
no ya para que acuda
presurosa en mi auxilio
sino para saber
a ciencia cierta
que usted sabe que puede
contar conmigo.


Feliz fin de semana
Con cariño
Mari

Dosto dijo...

Lindo texto, no lo conocía. Me gusta Don Mario.
Los intelectuales que más nos llegan son aquellos que pueden bajar del pedestal y sentarse a nuestro lado en el escalón, para conversar de igual a igual.

Gaby dijo...

Está muy bien, Mari, que te guste Benedetti...para mí lo importante es que lo que se escribe te llegue de alguna manera...
Buen finde!

Lu...a mí me causó mucha gracia este texto cuando lo encontré alguna vez en un blog...recién vengo de la facu y me reía sola cuando miraba al ordenanza que andaba dando vueltas por ahí ( y no me dijo "cosita" , jaja)
Yo no sé ni siquiera si está bien esa etiqueta de "intelectuales"...Todos pensamos desde el lugar que ocupamos y en algunos casos, del que se cree que ocupamos...
Somos todos seres humanos!!!!

El Mauri dijo...

Llegué acá por tus comments en mi blog.
Yo la verdad, debo ser de "los que la vida les pasa por otro lado".
He leído algo. Cuando era chico leía muchísimo y cosas quizás avanzadas para mi corta edad.
Ahora leo lo que me gusta. Leo cosas que me divierten. Por ejemplo, los libros de José Playo. La verdad, me cansa leer a los intelectuales.
Pero lo que si disfruto, es escribir. A veces creo que lo hago bien y otras no, pero me gusta y lo hago cada vez que puedo.
No sé si este comment tiene un tono mala onda, pero no intenta ser así. Todo lo contrario.
Besos!!!

El Mauri

Gaby dijo...

No me parece que tu comentario sea mala onda, nada que ver.Opino exactamente igual que vos. Los intelectuales que se rotulan y se jactan de eso, terminan aburriendo.
Cuando leés, lo principal es que te llegue o te divierta. Y cuando escribís, que lo hagas con reales ganas!

Un beso!

Corina Margarita dijo...

buuu, te dejé un comment acá la semana pasada, no sé dónde se fue... decía alg así como que...

en todo caso, si alguien se atreve a decir que mi morfología es perfecta y que en mi sintaxis se saturan todos los argumentos de la estructura argumental... ayyyy listo!

muacs!

Gaby dijo...

Nunca llegó, Cori! Te parece que te vayan a decir semejante piropo rebuscado?????mmmmmm , yo le desconfiaría,mire...